IBI top movil

bienvenido

donde estamos

En vivo

Sermones

Clases y Recursos

Vida en la IBI

La IBI ora

vision

Lo que ensenamos

Equipo Ministerial

Nuestra historia

03 de Marzo de 2018

El préstamo y la deuda con Cristo

Mujer Para la Gloria de Dios

El préstamo y la deuda con Cristo

24/2/2018

¿Entendemos la magnitud de lo que Cristo hizo por nosotras? 

“Sed, pues, imitadores de Dios como hijos amados; y andad en amor, así como también Cristo os amó y se dio a sí mismo por nosotros, ofrenda y sacrificio a Dios, como fragante aroma.”

Efesios 5:1-2

 

Aileen: Bienvenidas a Radio Eternidad en su dial de 990 AM o por las redes en http : / / radioeternidad.com/.

Este es su espacio Mujer para la Gloria de Dios, el programa radial del Ministerio de mujeres Ezer, de la IBI bajo la sombrilla del Ministerio de Integridad & Sabiduría.

Damos gracia a Dios por su sintonía, es una bendición para nosotras el poder tener este espacio. 

Cathy: Hoy en cabina con ustedes estamos Cathy Scheraldi de Núñez quien les habla, y Massiel Abreu de Meyer, continuando con la serie sobre Las Parábolas de Jesús.Hoy estudiaremos sobre la parábola de los 2 deudores y el mandato divino que tiene todo cristiano de perdonar.

Massiel: Hemos visto la fidelidad de nuestro Señor manifiesta en múltiples formas y una de estas es a través de escuchar sus testimonios los cuales nos estimulan a seguir creciendo en nuestra fe al escuchar lo que Dios esta haciendo entre Sus hijos. Entren en nuestra pagina donde pueden leerlos. Sigan enviándonos sus testimonios ya sea escritos o hasta en video, acerca de cómo conocieron al Señor, como nuestro programa les ha ayudado crecer a nivel personal, en su iglesia o estudio bíblico. Servimos a un Dios Omnipotente, El no duerme ni descansa, y por ende esta continuamente formándonos a Su imagen, que es Su meta, y se supone que la nuestra también. Hoy vamos a ver como podemos ser agentes de gracias al perdonar a nuestros ofensores y cómo esto testifica de la grandeza y gracia de nuestro Señor al ofensor y al mundo alrededor. Asi como hemos sido perdonadas por el sacrificio de Jesucristo en la cruz, así también nosotros debemos perdonar a todo el que nos ofende.

Cathy: Somos una familia en Jesús y queremos conocerles, poner caras a sus nombres y si El Señor lo permite hasta llegar a conocerles en persona. Es por esto que estaremos avisándoles  cuando estemos yendo a otros países ya sea visitando iglesias o en conferencias, para que así podamos  contactarles. ¡Que el alcance de MPLGDD vaya mas allá de las 4 paredes de la cabina radial!

Massiel: Así es, y de hecho ya lo esta siendo pues en MPLGDD somos un equipo de aproximadamente 20 hermanas voluntarias que de diferentes formas aportamos un granito de arena para compartir de Su palabra a través de las redes. Nunca escuchan sus voces, sin embargo, leen sus escritos a través de reflexiones, “posts” con versículos bíblicos que continuamente suben a la página, a twitter e Instagram. Y esto es en adición a la familia extendida de hermanas de otras iglesias y países, que nos han bendecido a través de sus escritos en Conectadas.

Cathy: También les queremos invitar a entrar en la sección de Ezer, donde podrán conocer otras hermanas en nuestro ministerio de la IBI.

Entren en la página de www.laibi.org. para conocer de mujeres iguales que nosotras, que están usando sus dones para exaltar a nuestro Señor!

Massiel:  Y gracias a Dios nuevamente estamos en “Facebook live” durante la grabación del programa radial, los lunes a las 9:00 hora de Santo Domingo. La intención es que siempre que la tecnología y los medios lo permitan, la grabación del programa radial pueda ser transmitida en vivo para que nos acompañen y así puedan conectar nuestra voz con nuestra cara, e incluso puedan interactuar con nosotras por la misma vía.

Cathy: Y si tienen preguntas sobre los temas que estamos tratando, pueden enviarlas a nuestra pagina. Nuestro deseo es servirles en lo que podamos. Si tienen peticiones de oración o una consulta puntual en que podamos ayudarles, las pueden enviar a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..

Hacemos la salvedad de que al MPPLGDD ser un ministerio de la IBI, en donde todas trabajamos voluntariamente, y no ser una organización con un staff de personal, nuestro ritmo de trabajo se adapta a la disponibilidad de nuestras voluntarias. Nuestra motivación y deseo es compartir con otras hermanas en la fe lo que por gracia Dios nos ha ido revelando!

  Y ya para comenzar a hablar sobre la parábola de los dos deudores, primero queremos presentarnos a nuestro Señor, oremos.

Massiel: La semana pasada, estudiamos la parábola sobre la puerta estrecha que es Jesús, la Única puerta para llegar a Dios. Vimos como los judíos religiosos al estar equivocados y desenfocarse de tener intimidad con Dios se enfrascaron en el celoso cumplimiento de la ley, bajo el entendido de que con esto iban a poder entrar al reino de Dios.  Estos se  negaron a aceptar al único que si podía llevarles al cielo: ¡Jesucristo! Obviamente, la razón para estudiar estas parábolas es para aprender y evitar que nosotras hagamos lo mismo.

Hoy queremos estudiar la parábola de los 2 deudores. Y como ya hemos hecho al estudiar varias de las parábolas anteriores, queremos comenzar leyendo el texto anterior en Mateo 12:15-20, donde El Señor estaba enseñando a sus discípulos los pasos precisos para confrontar a una persona en pecado. El primer paso es que la persona sea reprendida en privado y si el o ella se arrepiente, todo termina allí.  De lo contrario se pasa al segundo paso en donde la persona en cuestión es confrontada otra vez en presencia de 2 o 3 testigos y de nuevo si se la persona se arrepiente, el proceso termina aquí.  Sino se pasa al 3er paso en donde hace publico el pecado de la persona ante la iglesia procurando su arrepentimiento y recuperación. De nuevo si aun dado este paso, la persona no se arrepiente entonces es necesario aislarla del cuerpo para que recupere su sentido y vuelve al redil.  Notan que durante todo el proceso lo que se busca no castigar a la persona, sino…

Cathy: La restauración. Y para restaurar es imperativo…

Massiel: ¡El arrepentimiento y el perdón!

Cathy: Y justo antes de la parábola que estudiaremos hoy, vemos en los versículos 21-22 en donde Pedro pregunta al Señor cuantas veces es necesario perdonar. Y en muy típico en su forma, Pedro sugiere 7 veces. Antes de seguir es importante que entendamos que Pedro pensó que el estaba siendo magnánimo con su respuesta. Porque basados en varios textos del AT, los judíos entendían que 3 era el máximo de veces para perdonar a una persona, como leemos en Amós 1:3 “Por tres transgresiones de Damasco, y por cuatro, no revocaré su castigo.” Pedro esta sugiriendo mas que doble de lo que los religiosos enseñaban y la respuesta del Señor leamos en el versículo 22 “No te digo hasta siete veces, sino hasta setenta veces siete.” Massiel, ¿tú crees que con esto Jesús está diciendo que debemos contar las ofensas y cuando llegan a 491, ya no podemos perdonar mas?

Aileen: Claro que no, 1 Corintios 13:5 nos enseña que el amor “no lleva un registro de las ofensas recibidas,” y como Dios es amor…

Cathy: Exactamente, El no lleva un registro. Es obvio que Pedro pudo percibir la bondad, misericordia, amor y generosidad de Jesús, es decir que fue mas allá de los los parámetros culturales de los judíos sobre el perdón! Sin embargo como veremos en la próxima parábola, donde el rey representaba a Dios, aprenderemos que no hay un límite al momento de perdonar, así como tampoco hay limites para  el alcance del amor de Dios.

Y podemos decir que esta es la introducción de la parábola de los 2 deudores. El Señor espera que si nosotros hemos recibimos Su perdón, siendo El un Dios completamente Santo y nosotros criaturas pecadoras, entonces nosotros no tenemos ningún argumento para negarnos a perdonar a los demás!

Y no quiero que olvidemos lo que Jesús nos enseñó en Mateo 6:14-15, leamos “Porque si perdonáis a los hombres sus transgresiones, también vuestro Padre celestial os perdonará a vosotros. Pero si no perdonáis a los hombres, tampoco vuestro Padre perdonará vuestras transgresiones.”

Massiel: Esta es otra de las parábolas que inicia con la frase “el reino de los cielos puede compararse a…” como leamos en Mateo 18:23. Y a lo que Jesús se esta refiriendo cuando comienza así, es a la esfera del reino de Dios en la tierra, la dimensión de su dominio aquí. No esta hablando sobre el cielo sino a cómo debemos comportarnos mientras tengamos vida en este mundo caído que necesita de Su sal y luz. Jesús acaba de decirnos que tenemos que perdonar infinitamente (70 veces 7) y luego dice “Por eso, el reino de los cielos puede compararse a cierto rey que quiso ajustar cuentas con sus siervos.” (Mateo 18:23). Cuando interpretemos estos versículos es importante que recordemos que el rey representa a Dios y los otros nos representan a nosotros. Y leyendo los versículos 24-25 “Y al comenzar a ajustarlas, le fue presentado uno que le debía diez mil talentos. Pero no teniendo él con qué pagar, su señor ordenó que lo vendieran, junto con su mujer e hijos y todo cuanto poseía, y que se le pagara la deuda.”

Cathy: Massiel y aunque esto nos parezca chocante, sin embargo esta era una practica pagana común de aquel tiempo. Cuando tenias una deuda que no podías pagar, según la cantidad que debías, te podías convertir en un esclavo de la persona para resarcir el dinero prestado. Y si la deuda era muy grande, podía implicar que hasta los miembros de tu familia también. Y como en este caso esta era una deuda inalcanzable para esta persona, el rey reclamó a la familia completa como pago de la deuda.  Para entender la magnitud de la deuda que estamos hablando, tomemos de referencia que el total de los ingresos recolectados por el imperio Romano de Judea, Samaria y Edom, era de 600 talentos! Obviamente esta era una suma astronómica, imposible de que este hombre la pudiera pagar .

Massiel: Es interesante notar que la palabra griega usada aquí es “murion” y es el termino numérico más grande que hay en el griego. Entonces cuando ellos usaron esta palabra no necesariamente estaban hablando de 10,000 como nosotras pensaríamos, sino que se referían a un termino incontable...

Cathy: De nuevo enfatizando que la deuda era inestimable, incalculable, y por tanto algo imposible para este esclavo pagar.

Massiel: Y peor aún Cathy este dinero fue malversado por el mismo rey! Como hemos dicho en otros programas, en aquella época existían diferentes tipos de “doulos” o esclavos. Como la practica era conseguir “doulos” por deudas no pagadas, entonces había personas educadas trabajando como “doulos”. Y por tanto el trabajo que el rey les asignaba era según las habilidades y capacidad de trabajar del doulo. Podía ser de tutores de sus hijos si profesores, recolectores de   impuestos, entre otras funciones. Es decir que en este caso esta no fue solamente una deuda, sino que fue una deuda hecha por un estafador quien le robó dinero al mismo rey.  

Cathy: Excelente punto Massiel y ahora podemos preguntarnos cómo podemos nosotras aplicar esto a nuestras vidas. Y aunque entiendo que yo no estoy engañando a nadie porque pago mis impuestos y mis deudas,  y pago todo lo que compro, ante Dios siempre estaré en deuda. Para entender esto mejor, primero recordemos que, en esta parábola, el rey es Dios y nosotros somos los deudores. Entonces, para aplicar esto a mi vida, debo preguntarme ¿quién es El dueño de todo?

Massiel: Salmo 24:1 nos dice “Del SEÑOR es la tierra y todo lo que hay en ella; el mundo y los que en él habitan.”

Cathy: No sé si notas que no esta refiriéndose solamente a los cristianos, sino a todo lo creado, porque todo pertenece al Señor.

Massiel: Entonces si El creó todo y todo pertenece a El, por tanto, a la única conclusión que podemos llegar es que El tiene el derecho de decidir cómo debemos vivir y cuando no vivimos a la manera de Dios, entonces estamos en deuda con El, es como si le estuviéramos estafando. Y como dijiste Cathy, esto implica a  todas las personas, y no solamente a los cristianos... Génesis 1:27 nos avisa “Creó, pues, Dios al hombre a imagen suya, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó.” Entonces nuestro deber es representarle bien aquí en la tierra, y cuando pecamos entonces no lo representamos bien, lo que seria lo mismo que estafarlo!  Ahora ¿cuál es la diferencia entre los cristianos y los no creyentes?

Cathy: Para entender esto primero debemos clarificar ¿quien es el juez de todos?

Massiel: Juan 5:22 nos da la respuesta “Porque ni aun el Padre juzga a nadie, sino que todo juicio se lo ha confiado al Hijo,” y la segunda pregunta es ¿quien es nuestro abogado?

Cathy: 1 Juan 2:1 nos da la respuesta “Hijitos míos, os escribo estas cosas para que no pequéis. Y si alguno peca, Abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo.” Y la ultima pregunta es ¿El es el abogado defensor para todos o solamente para los cristianos?

Massiel: Juan le estaba hablando a los hijos de Dios, es decir que le estaba hablando a los creyentes y sabemos por los versículos 22-23 de Mateo 7 “Muchos me dirán en aquel día: "Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros?" Y entonces les declararé: "Jamás os conocí; APARTAOS DE MI, LOS QUE PRACTICAIS LA INIQUIDAD."”

Cathy: Queda claro entonces que El es el abogado defensor para los cristianos solamente! Para los no creyentes El es el juez. Massiel y con esto nos estamos refiriendo  al tiempo del juicio final.  Es probable que esta parábola se este refiriendo a la vida aquí en la Tierra y no después de la muerte, porque como dijimos Jesús estaba hablando sobre el reino de Dios aquí en la tierra.

Es interesante ver que el rey esta ajustando las cuentas. ¿Tú crees que El Señor ajuste cuentas con nosotros aun antes de morir?

Massiel: Claro que sí. Y la primera vez que probablemente lo hace es cuando nos convertimos. Cuando El Espíritu Santo nos trae convicción de pecado y nos damos cuenta de que tenemos una deuda incalculable con Dios, quien por gracia nos ha pasado de muerte a vida! Hay muchos ejemplos bíblicos sobre esto, por ejemplo Esdras dijo en 9:6 de su libro “Dios mío, estoy avergonzado y confuso para poder levantar mi rostro a ti, mi Dios, porque nuestras iniquidades se han multiplicado por encima de nuestras cabezas, y nuestra culpa ha crecido hasta los

Cathy: Job también lo vio y dijo en 42:6 “Por tanto me aborrezco, Y me arrepiento en polvo y ceniza.” Pablo también cuando fue tumbado del caballo camino hacia Damasco y habla sobre esto en Romanos 7:13 “fue el pecado, a fin de mostrarse que es pecado al producir mi muerte por medio de lo que es bueno, para que por medio del mandamiento el pecado llegue a ser en extremo pecaminoso.” 

Y esta respuesta es producto de la obra del Espíritu Santo en la mente de los creyentes como Juan 16:8-9 nos explica “Y cuando El venga, convencerá al mundo de pecado, de justicia y de juicio; de pecado, porque no creen en mí;”

Massiel: Aunque es bueno aclarar que la respuesta que vimos en Job, Esdras y Pablo no siempre es así. Por ejemplo, leemos sobre el joven rico en Mateo 19, cuando el joven rico preguntó a Jesús como ganar la vida eterna. Jesús repite algunos de los mandamientos y el ultimo siendo “AMARAS A TU PROJIMO COMO A TI MISMO.” El joven sin entender la profundidad de lo que Jesús le estaba diciendo le responde que él ya había hecho todo, lo cual obviamente no era verdad y Jesús lo prueba al decirle en el versículo 21 “Si quieres ser perfecto, ve y vende lo que posees y da a los pobres, y tendrás tesoro en los cielos; y ven, sígueme.”  Porque si el realmente amaba al su prójimo como a si mismo, entonces el no tendría dificultad en  venderlo todo.

Cathy: Dios estaba haciendo ajustes con el, sin embargo este le rechazo y permaneció en su incredulidad. Cada vez que sentimos convicción de pecado por el obrar  del Espíritu Santo, en nosotros, pudiéramos decir que Dios esta haciendo ajustes de cuentas con nosotros. Como leemos en Proverbios 3:12 y repetido en Hebreos 12:6 “PORQUE EL SEÑOR AL QUE AMA, DISCIPLINA, Y AZOTA A TODO EL QUE RECIBE POR HIJO.” Y estos ajustes son para nuestro beneficio. Cuando nos apartamos del pecado experimentamos mayor gozo y y nuestro caminar con El Señor es mas estrecho. El gozo de caminar con El Señor es mas dulce porque Su presencia es mas palpable, mas real. Es como Salmo 34:8 nos dice “Probad y ved que el SEÑOR es bueno. ¡Cuán bienaventurado es el hombre que en El se refugia!”

Massiel: El versículo 26 de esta parábola es la respuesta del hombre al rey “Entonces el siervo cayó postrado ante él, diciendo: "Ten paciencia conmigo y todo te lo pagaré."” Pueden observar que el no esta negando que lo que ha hecho está mal, ni tampoco está pidiendo justicia. Al contrario el reconoce que lo que esta recibiendo es justo, porque reconoce que el es culpable y también que el rey es justo. El esta pidiendo misericordia, tiempo para poder  pagar su deuda. El problema con este hombre es que el no se da cuenta de que su deuda es tan grande que le seria imposible pagarla, y esto es exactamente lo que ocurre con nuestra deuda con Dios. Como Romanos 3:10 nos enseña “NO HAY JUSTO, NI AUN UNO,” y en el mismo capitulo el versículo 23 nos instruye “por cuanto todos pecaron y no alcanzan la gloria de Dios.” Ninguna criatura puede si quiera pretender pagar la deuda que tenemos con nuestro Dios y Creador!

Cathy: Massiel y hay algo aquí que  me llamó la atención. Cuando busqué la palabra griega para “cayó postrado” encontré “prosekynei” que significa que se cayó y lo adoró. Es decir que podemos inferir que este rey no era un tirano, sino un rey  digno de adoración, que hasta un este estafador le reconocía. La respuesta del rey, como leeremos en un minuto me demuestra que la reacción de este hombre no era para manipulación, sino que este estaba realmente quebrantado por  su pecado. El reconoció que hizo mal y se humilló, y no solamente pidió perdón, sino que también quería rectificar lo que hizo.    

Massiel: Cathy déjame leer la respuesta del rey en el versículo 27, la cual es una analogía de la respuesta de Dios hacia nosotras “Y el señor de aquel siervo tuvo compasión, y lo soltó y le perdonó la deuda.” Esto me trae a la mente el Salmo 34:18 “Cercano está el SEÑOR a los quebrantados de corazón, y salva a los abatidos de espíritu.” Antes de que el rey hiciera los ajustes y llamara al deudor, este no había  reconocido su pecado, vivía su vida como si nada pasara.  Hasta que el rey le llama, y así mismo es que El Espíritu Santo hace con nosotras, nos confronta con nuestro pecado procurando nuestro arrepentimiento. Al  arrepentirnos, el peso del pecado nos es removido, solo así podemos aliviar la culpa y experimentar nueva vez el gozo del Señor.

Al igual que este deudor no entendía que para el era imposible pagar la deuda, nosotras tampoco! Con frecuencia tratamos en vano de manejar nuestro pecado a espaldas de Dios, ignorando que solo con la ayuda del Espíritu Santo y el sacrificio de Cristo, es que podemos salir adelante.

Cathy: Ni este deudor ni nosotras al experimentar la conversión, entendemos la profundidad de la gracia de Dios. Queremos valernos por nosotras mismas, hacer las cosas en nuestras propias fuerzas, vivir mejor, cambiar nuestro temperamento, demostrar que somos buenas etc., etc., etc. Y la realidad es que esto es imposible sin Dios. Es el Señor quien en su compasión y amor lo hace todo por nosotras!  

Y continuando con la parábola, observemos la misericordia del rey, al no decirle a este hombre que para el era imposible pagar la deuda con sus propias fuerzas, sino que le trajo alivio al levantarle la deuda. Esta parábola nos dice que el rey dispuso perder todo este dinero al perdonarle la deuda a este hombre. Esto implica entonces que la persona pagando es…

Massiel: El mismo Dios! ¿Y pueden identificar la razón de esto? El Señor “tuvo compasión.” ¿Y cual es la raíz de la compasión?

Cathy: ¡El amor! ¿No es este un perfecto ejemplo de lo que implica amar al prójimo como a si mismo? Dios nos ha amado tanto que El pagó el precio de nuestra salvación! Este hombre había pecado contra el rey, robó su dinero, vivió engañándolo y en tales cantidades de dinero que le era imposible pagar la deuda, y aun así el rey le perdonó. La grandeza del perdón, gracia, compasión y amor de Dios va mucho mas allá de lo que podemos entender! Cuando nosotras hacemos lo malo y pecamos, al robar, mentir, engañar, enojar, mal tratar, insultar etc. Nuestros pecados dañan a otros a nuestro alrededor, sin embargo nuestro pecado es primeramente contra Dios como leemos en Salmo 51:4 “Contra ti, contra ti sólo he pecado, y he hecho lo malo delante de tus ojos.”  Como somos creados a Su imagen, los cristianos estamos llamados a  representarlo bien con nuestra vida y cuando no hacemos esto, es una afrenta a la santidad y carácter de Dios mismo.

Massiel: Cathy hay otra cosa que llama mi atención, y cuando volvemos al griego origina la palabra usada para deuda en el versículo 27 cuando dice que “perdonó la deuda” es “daneion” y aparte de significar deuda también significa préstamo. ¿No les parece esto curioso?  

Nosotras como pecadoras vivimos de espalda a  Dios, y constantemente pecamos contra El que es un Dios santo. Fuimos creadas a Su imagen para representarle aquí en la tierra y mientras estamos en este mundo, Dios pone toda Su creación a nuestra disposición, “nos la presta”, con el objetivo de que solo le adoremos a El. Sin embargo vivimos a nuestra manera y le ignoramos, pero cuando venimos ante El quebrantadas y arrepentidas, El nos da vida eternas porque Cristo ya pago nuestra deuda en la cruz, y nos da libertad! 

Cathy: Massiel, no es solamente que El nos quita toda responsabilidad u obligación de pagar por nuestros pecados, sino que Su hijo pagó en la cruz por todos nuestros pecados presentes, pasados y futuros! Y no fue solamente que absolvió nuestra deuda, sino que intencionalmente Cristo despojó de Su gloria y vino a la tierra para vivir con pecadores, modelando una vida de total santidad, sin pecado alguno,  sufrió rechazo y constantes insultos y engaños de los mismos lideres que Dios había dispuesto para guiar a Su pueblo hacia El.  Jesús padeció una muerte vergonzosa y cruel, solo, porque todos le abandonaron por miedo, y con su cuerpo desnudo.  ¡Y todo esto para pagar nuestra deuda, la cual nosotros nunca hubiésemos  podido pagar por nuestros propios medios!

Y aun cuando en esta parábola podemos ver un poquito de la grandeza del Señor, aun esta se  queda corta en describir y resaltar todo lo que El hizo y sigue haciendo por nosotros.

Massiel: Cathy, el tiempo del programa se nos ha agotado y no hemos podido terminar de revisar esta parábola de los dos deudores, por lo que continuaremos con esta en el próximo  programa cuando veremos la respuesta del siervo .. Y a modo de resumen, lo que vimos hoy es que al momento en que un pecador reconoce sus pecados, se arrepiente y confiesa sus pecados, clamando ante Jesús, el único que puede perdonarles, entonces su deuda es absuelta por el sacrificio de Jesucristo en la cruz, quien pago por su pecado.  Esta persona pasa de muerte a vida, con un nuevo deseo de rectificar lo que ha hecho, y de vivir para la gloria de Su salvador!

Les dejamos con mucha información para repasar y meditar en esta semana. No dejen de sintonizarnos en nuestro próximo programa, cuando continuaremos con nuestra serie sobre las parábolas de Jesús y y terminaremos con esta parábola de los 2 deudores ¡No se lo pierdan!

Cathy: Recuerden seguirnos en twitter e Instagram escribiendo a @MPLGDD y en Facebook con el nombre del programa “Mujer para la gloria de Dios”.  A través de estos medios, nos esforzamos en compartirles nuevos y ricos materiales basados en la Biblia para ayudarnos a seguir creciendo en nuestra fe.

Y siempre al despedirnos les pedimos que  recuerden orar por el programa de MPGD, y por toda la programación de Radio Eternidad.  Dios nos ordena en Su palabra que oremos en todo tiempo y nosotros como ministerio creemos en el poder de la oración. Necesitamos de la intervención y ayuda de Dios para seguir llevando el mensaje del evangelio para edificación de Su pueblo. ¡Clamemos a El en todo tiempo!

Massiel: Les esperamos en nuestro próximo encuentro, Dios delante, aquí en Radio Eternidad, impactando el presente con un mensaje eterno.

Visto 892 veces