IBI top movil

 

Miguel Núñez

Miguel Núñez

Es médico de profesión y pastor de vocación, con una maestría en Teología del Southern Baptist School for Biblical Studies. Desde el año 1998 ha sido pastor titular de la Iglesia Bautista Internacional de Santo Domingo, República Dominicana, y en la actualidad dirige su cuerpo de pastores. Adicionalmente es fundador y presidente de Ministerios Integridad Sabiduría®, una organización sin fines de lucro que tiene la visión de contribuir a cambiar la sociedad de nuestros días sembrando la Palabra de Dios por medio de recursos audiovisuales y literarios.

El Dr. Núñez es presidente y fundador del Instituto Integridad y Sabiduría, donde también es profesor de diferentes materias que componen el programa de estudios. También dirige y participa en la conducción del programa televisivo semanal Respuestas, Verdades absolutas para un mundo relativo®. Está casado con la Dra. Catherine Scheraldi.

 

El Pastor Miguel Núñez predicó sobre Apocalipsis 2:8-11, titulando su mensaje: Esmirna, Una Iglesia Fiel en la Tribulación. Estos versículos narran el mensaje del Señor a la iglesia de Esmirna, de Asia Menor, y considerada una de las iglesias más fieles al Evangelio de Cristo. 

El sermón comenzó con un resumen de una novela de Elizabeth Elliot que trata sobre el personaje Margaret y su deseo de traducir la biblia a un idioma que no conocía. Resulta que la persona que contrató para que le enseñara el idioma muere a los pocos meses y Elliot, a través de Margaret, concluye la novela expresando que sí ese dios en que ella confiaba, el de su imaginación, era el Dios verdadero, le había fallado porque no pudo concluir su proyecto. Sin embargo, ella reaccionó que había sido liberada de servir al dios de su imaginación porque estaba enfocada en ella y su proyecto personal, y no al Dios verdadero.

En esta carta Jesús les dice 7 cosas importantes:
1.- Que Él es el primero y el último. Porque por El fueron hechas todas las cosas y Él será el juez al final. El estaba con Dios antes de todas las cosas, El es Dios.
2.- Que es una iglesia pobre materialmente, pero rica. Es rica porque lo tiene a El y El provee todas las cosas, y les proveerá todo lo que necesiten. Es rica en fe. Donde hay abundancia espiritual la pobreza puede ser soportada.
3.- Los exhorta a no temer a la tribulación que está por venir. Estas son para probarlos, no para destruirlos.
4.- Les dice que el diablo echará algunos a la cárcel para ser probados. Jesús tiene las llaves de las cárceles. También es una prueba que purifica la fe.
5.- Les pide ser fiel hasta la muerte.
6.- Les promete que le dará la corona de la vida. Esta promesa no es en su tiempo, es al final de los tiempos.
7.- El que tiene oídos que oiga lo que el Señor tiene que decirle a la iglesia.
Esta carta contiene palabras de afirmación para Esmirna, y su razón principal es su purificación.

El mensaje concluyó con una historia de Tim Keller que sucedió en un pueblo norteamericano donde había una comunidad de Amish ( puritanos ) hace muchos años, donde un homicida baleó a 5 niños e hirió a otros 5. Luego se suicida. De esta comunidad fue una comisión donde la viuda del homicida-suicida para darle apoyo y muchos asistieron al funeral, por lo que la viuda se asombró. Esta comunidad es fiel al Dios a quien le crucificaron a su único hijo y utilizó eso para restaurar Su relación con la humanidad.

En términos personales debemos hacernos las siguientes preguntas: 
¿Somos pobres o ricos espirituales? 
¿Podríamos responder como Margaret, que se vió liberada del dios de su imaginación? 
¿Tendríamos la valentía y el poder de visitar la viuda del homicida de nuestros hijos o a quien nos haga daño?

Si somos pobres espirituales, tenemos a Jesús para acudir a El, en arrepentimiento para que perdone nuestros pecados y nos de vida eterna.

09 de Agosto de 2015

Ame o muera

El Pastor Miguel Núñez continua su serie sobre "El juicio de Cristo a las iglesias", en esta ocasión, nos comparte el mensaje titulado "Ame o muera".

02 de Agosto de 2015

La gloria del Hijo

Debido a los acontecimientos que están sucediendo últimamente y a la rapidez de los mismos, tanto en el país como en el mundo, la semana pasada el Pastor Miguel Núñez comenzó una serie basada en los tres primeros capítulos del libro de Apocalipsis, tratando los versículos del 1 al 8 del primer capítulo. Esta serie es sobre las implicaciones de lo que esta expresado en estos capítulos, del mensaje del Señor Jesucristo a las iglesias, por eso es titulada: El Juicio De Cristo Contra Las Iglesias.

Este se titula: La Gloria Del Hijo, y está basado en los versículos del 9 al 20 del capítulo 1, los cuales tratan sobre el mensaje de Jesucristo dado al Apóstol Juan para que les escribiera a las siete iglesias de Asia Menor, representadas por los siete candelabros y sus Ministros o pastores representados por las siete estrellas. En dicho mensaje Cristo les pide las iglesias, los ministros y los miembros ser puros y dejar brillar Su luz delante de todos para llevar a otros a dar gloria a Dios. Cristo está siempre en medio de su iglesia, hasta el fin del mundo, llenándolas con luz, vida y amor. A través de estos mensajes Cristo les advierte sobre el individualismo, y pide que vuelvan al amor de la iglesia de los primeros días.

La iglesia primitiva tenía muy claro que la vida cristiana no es individual, pertenecemos a una familia donde participamos de las bendiciones, pero también de las tribulaciones y persecuciones. Y por eso Juan se llama hermano, como todos, y se considera compañero en la tribulación, en la perseverancia y en el reino de Dios.

El juicio que vemos en estos versículos es igual a los mencionados en otros versículos de la biblia, al que Dios ama disciplina. Este juicio a las iglesias es una disciplina. Sin embargo, Cristo está en medio de las iglesias, en medio de los candelabros, como sumo sacerdote intercediendo por ellas porque las ama.

Cristo le pide a Juan que escriba las cosas que vio que sucedieron, cosas que están sucediendo en dichas iglesias y que deben corregir y las cosas que le está diciendo que sucederán con estas iglesias, Su juicio. Este texto nos llama a la sobriedad, a observar la santificación de los santos y de Su iglesia.

Que Dios nos encuentre fieles, y si no estamos totalmente fieles, que nos encuentre humildes y en disposición de recibir Su disciplina, con lo que podremos dar gloria a nuestro Señor y Salvador.

El Pastor Miguel Núñez da inicio a su nueva serie "Apocalipsis: juicio de Cristo contra las iglesias" y en esta ocasión, nos trae el mensaje "El que era, es y ha de venir habla a las iglesias".

El Pastor Miguel Núñez predicó en base a 2 Tesalonicenses 3:6-17, el cual tituló: Una Ética De Trabajo Que Honre A Dios. Con este mensaje terminó la serie sobre la iglesia de Tesalónica.

Estos versículos tratan sobre el encargo, de manera imperativa, del Apóstol  a los hermanos de Tesalónica  para que se aparten de los que andan desordenadamente, en particular de los perezosos e intrusos y que trabajen para ganar su sustento, igual como lo hizo él mientras estuvo con ellos. Es un mensaje totalmente práctico y de aplicación en nuestras vidas personales. Pablo identifica el problema de esta iglesia y se pone de ejemplo para la corrección de este problema.

Algunos esperaban ser mantenidos en la ociosidad y se consentían un temperamento curioso y soberbio, por lo que se entrometían en las preocupaciones ajenas haciendo mucho daño dentro de la congregación.

El Apóstol Pablo los confrontó con esta situación, ya que los que han recibido el evangelio deben vivir de forma coherente con el evangelio. El cristiano no debe ser perezoso, no debe mantenerse ocioso. El siervo que espera la pronta llegada de su Señor, debe estar trabajando como manda su Señor. Si alguien rehúsa trabajar, se le tiene que censurar y separarlo de la congregación, pero siempre debemos buscar su bien con amonestaciones hechas en amor. 

Nuestra vida es una sola, en el mundo secular debemos ser igual de sagrado y santo que nuestro servicio en la iglesia. Representamos a Dios en nuestro trabajo, y lo debemos glorificar porque El nos da la inteligencia, la preparación y la disposición para Servirle dentro y fuera de la iglesia. Así también, con nuestro ejemplo, nuestro testimonio de vida, debemos ser modelo a imitar por parte de los demás. El cristiano debe aportar un valor agregado a lo que Dios hace a través de él. Debe esforzarse en el trabajo para que siempre sea eficiente, transparente, honesto y frugal en sus gastos personales. Debe ser realmente diferente al resto.

En esta carta Pablo hace cinco recomendaciones: 

1.-  Que se aparten de todo aquel que ande desordenadamente.

2.-  Que todos trabajen

3.-  Que trabajando sosegadamente coman su propio pan. Que se mantengan con el fruto de su trabajo.

4.-  Al que no obedece, señalarlo y no juntarse con el tal, a fin de que le de vergüenza.

5.-  Al hermano señalado que no lo tengan por enemigo, sino más bien amonestarlo en amor como un hermano.

Al finalizar esta serie sobre  la iglesia de Tesalónica, el Pastor expresó su agradecimiento a Dios por esta iglesia, que con sus problemas y dificultades había sido un ejemplo, y que esta serie lo había hecho crecer en lo personal, y así le oraba al Señor para que toda la congregación también le haya sido de edificación.

El Pastor Miguel Núñez retomó su serie sobre la carta del Apóstol Pablo a la iglesia de Tesalónica. Este mensaje fue titulado Orando Por El Ministerio De La Palabra, basado en 2 Tes 3:1-5, porque está orientado a la predicación y expansión de la Palabra.

En estos versículos el apóstol expresa confianza en estos hermanos, y ora por ellos. También les pide oración por él para que la Palabra corra y sea glorificada, al igual como lo fue entre ellos, y que seamos liberados de hombres perversos y malos, porque estos no tienen fe. Pero saben que Dios es fiel, los afirmará y los guardará del mal. Les expresa que tiene mucha confianza en ellos, de que harán todo lo que él les pide, y pide al Señor que encamine sus corazones al amor de Dios, y a la paciencia de Cristo.  

Los que se han alejados pueden reunirse ante el trono de la gracia, y los enemigos de la predicación y los perseguidores de los predicadores son impíos e irracionales porque no tienen fe. Sin embargo el Señor ha utilizado esto para la expansión de la Palabra, porque el dolor, las heridas y el sufrimiento han sido el gran amplificador del evangelio.

Aunque el Apóstol tenía confianza en ellos, se funda en su confianza en Dios, porque de otro modo no hay confianza en el hombre. Ora por ellos pidiendo bendiciones espirituales. Nuestro pecado y nuestra miseria es que depositamos nuestros afectos en los objetos equivocados. No hay verdadero amor de Dios sin fe en Jesucristo. Pide intercesión por la extensión y crecimiento de la Palabra. Así como para que sea glorificada.

Pablo llevaba la gran comisión, pero no lo hacía sin oración. Por eso cuando oramos aplicamos la gran comisión, cumplimos con ese mandato y a la vez contribuimos a la segunda venida del Señor, que dice que vendrá cuando Su Palabra sea expandida. En estos versos se observa la necesidad de Dios en la oración. Dice Pablo que Dios nos fortalece y protege del maligno.

Debemos orar fervientemente para que seamos capacitados para obedecer sus mandamientos y que el Señor pueda dirigir nuestros corazones al amor de Dios y a la paciencia de Cristo, para que puedan perseverar. El hombre persevera porque Dios lo preserva.

El Pastor, al igual que Pablo, nos exhorta a orar por la perseverancia, y la expansión de la Palabra. Y más en estos tiempos tan difíciles, pero si Dios está con nosotros nadie podrá contra nosotros.

05 de Julio de 2015

Humillación y avivamiento

El Pastor Miguel Núñez interrumpió su serie sobre la iglesia de Tesalónica para predicar sobre Nehemías, capítulo 9 que habla sobre la humillación, y lo tituló Humillación y Avivamiento.

En su introducción dijo que debía confesar que sentía mucho temor y temblor por esta prédica, por la situación que vive el mundo luego de la decisión de la Suprema Corte de Justicia norteamericana que permite el matrimonio de personas del mismo sexo en los 50 estados de la unión ( Estados Unidos ).

Este libro de Nehemías nos permite conocer las memorias de este gran líder, un gran organizador. En el imperio Persa, aún siendo judío, llegó a ser copero de mucha confianza del Rey, lo que aprovechó para que le permitiera regresar a Jerusalen, y así liderear uno de los regresos del pueblo judío a Jerusalen. El propósito de su regreso fue la construcción de murallas alrededor de la ciudad porque era muy vulnerable y él tenía miedo de que su pueblo perdiera su identidad y costumbres por las constantes invasiones.

En este capítulo vemos un período de avivamiento que siguió a una lectura pública de la Palabra de Dios, ya que nunca se produce un avivamiento sin haber escuchado la Palabra de Dios, y en este caso los judíos que tuvieron 70 años en cautiverio nunca escucharon la Palabra de Dios. Dicha lectura causó un gran impacto en el pueblo, la gente lloró de alegría y de arrepentimiento de sus pecados.

El pueblo reconoció que se había apartado de las normas que Dios había establecido para ellos, y cuán lejos se encontraban del cumplimiento de sus mandamientos. Reconocieron sus pecados y los de sus padres, y se arrepintieron de ellos. Este sentimiento no fue pasajero, los impulsó hacer grandes cosas, una de ellas fue la construcción de las murallas, el propósito principal del regreso de Nehemías.

La historia del pueblo de Dios es la historia de la iglesia de Dios. Nehemías está tratando de llamar al pueblo de regreso a la ley.
Este mensaje es un llamado al arrepentimiento de los pecados de la iglesia y del pueblo de Dios.

En los avivamientos hay dos cosas. Una intensidad mayor en la búsqueda de Dios y una humillación frente a Dios.
Poca exposición a la palabra de Dios, resulta en poca santidad de parte del pueblo de Dios. No puede haber santificación sin estudio de la palabra de Dios, ya que no se conoce el carácter santo de Dios.
Dios pide arrepentimiento del pueblo, pero el pueblo lo ha desobedecido.

El pueblo judío fue llevado al exilio en Babilonia. Si el pueblo de Dios actual no se arrepiente, será llevado a Babilonia dentro de su propio terreno, con cambios de gobernantes y cambios de leyes.
Tanto en Europa como en Estados Unidos han sacado a Dios de sus centros de enseñanzas, ya no quieren al Dios que les dio su origen y desarrollo, están en la época postmoderna, postcristiana. Por lo tanto veremos consecuencias nefastas para estos pueblos.

En latinoamérica estamos en el sur global, donde tenemos nuestros propios pecados, pero los hermanos del norte están en medio del pecado. Si el sur no se arrepiente, le sucederá igual que al norte.
La institucionalidad del pecado es la mayor grieta que se ha producido en la sociedad desde la creación. El pecado ha existido desde la caída, pero su institucionalización es la más grande apostasía, y la iglesia no se ha pronunciado en contra.

Arrepintámonos de nuestros pecados y Dios es fie y justo para perdonarnos y sanarnos, y así volver a Sus mandatos.

El pastor Miguel Núñez continúa su serie sobre la carta de escrita a la iglesia en Tesalónica, esta vez nos predica sobre 2 Tesalonicenses 2, versículos del13 al 17.

El mensaje del Miguel Núñez fue basado en 2 Tesalonicenses 2:6-12, titulado La Venida Del Señor Y El Hombre De Pecado, es la continuación del mensaje de la semana pasada.
En el mensaje pasado se habló acerca de la confusión en esta iglesia sobre el tiempo de la venida del Señor, lo que obviamente era una herejía porque pensaban que era en su tiempo, por lo que Pablo les escribió aclarándoles sobre los eventos que deben suceder antes de la venida del Señor, que son la caída o apostasía y el surgimiento del hombre de pecado o anticristo.

Se mencionó que en la actualidad estamos viviendo dos de las mayores apostasía, como es el evangelio de la prosperidad y el movimiento LGBT, los cuales están contradiciendo la palabra de Dios y han sido introducidos al mundo entero, y muchas iglesias los han abrazado. Entonces debemos darle estrecho seguimiento para observar si estos movimientos realmente se convierten en la caída o gran apostasía, y luego el surgimiento del anticristo.

En los versículos de hoy el Apóstol Pablo describe como inicia la caída y el surgimiento del hombre de pecado. Se falsifican señales y prodigios, visiones y milagros, pero son señales falsas que sustentan doctrinas falsas, todo para engañar a la gente. Dice que serán notorias las obras diabólica que el estado anticristiano ha estado sustentando. Este hombre de pecado vendrá a cumplir la voluntad de Satanás

Los que se pierden serán los engañados, porque se niegan a aceptar la verdad que los salvaría, y esa verdad es el evangelio de Jesucristo. Por un lado tenemos la soberanía y voluntad de Dios, pero por otro lado también tenemos la responsabilidad humana o libre albedrío, y si en nuestra responsabilidad elegimos no aceptar la verdad, entonces estaremos perdidos.

Este sistema de maldad, el misterio de la iniquidad, ha estado en funcionamiento desde que Satanás fue destituido e hizo su primer engaño en el jardín del Eden.
El Apóstol se refiere a que el pecado es este: no amaron la verdad, y por tanto, no la creyeron, se agradaron con nociones falsas, por lo tanto Dios los deja entregados a sí mismos, y a los juicios espirituales en este mundo, y los castigos eternos en el más allá.
La caída del estado anticristiano está declarada. La pura palabra de Dios denunciará a este misterio de la iniquidad, y en su debido momento, será destruido por el resplandor de la venida de Cristo. Porque sabemos que la iglesia prevalecerá, porque las puertas del hades no prevalecerán contra ella. Es la garantía que ofrece la Palabra de Dios.

Pablo completa este tema diciendo que aún quedan por cumplirse estas y otras profecías antes de que llegue el final. Todavía tenemos un poco de tiempo para arreglar nuestros asuntos con Dios y ser parte de Su pueblo.

Solo hay una forma de no ser engañados. Nuestra responsabilidad, y es abrazar la revelación de Dios escrita y encarnada. La Palabra de Dios es la revelación escrita y Jesucristo es la revelación encarnada, y El es la verdad, la vida y el camino, y creyendo en El seremos salvos.

En la continuación de la serie sobre las cartas de Pablo a la iglesia de Tesalónica, Miguel Núñez predicó sobre 2 Tesalonicenses 2:1-5, bajo el titulo La venida Del Señor Y El Hombre De Pecado.

En estos versículos el Apóstol Pablo hablando de la venida de nuestro Señor Jesucristo, y nuestra reunión con El, les ruega a los hermanos de Tesalónica que no se dejen confundir en su modo de pensar, ni por espíritu, y ni por cartas como si fueran del propio Pablo, en el sentido de que el día del Señor esta cerca. Sólo lo sabe Dios, que nadie los engañe, porque no vendrá sin que antes venga la apostasía, y se manifieste el hombre de pecado, el hijo de perdición, el cual se opone y se levanta contra todo lo que se llama Dios, y hasta se hace pasar por Dios. Y al final con una pregunta les recuerda que cuando él ( Pablo ) estaba con ellos les decía de estas cosas.

Los Tesalonicenses estaban confundidos, y ante el peligro de cuestionar la verdad por estar equivocados en cuanto al tiempo, pero hay eventos que deben suceder primero. Tendría que haber caída, la apostasía que ocasionará el levantamiento del anticristo, el hombre de pecado.

 Hoy en día también se habla de supuestas nuevas revelaciones. Constantemente se presentan personas con planteamientos herejes que tratan de confundir al pueblo creyente. Muchas veces la confusión viene por falta de conocimiento, por falta de estudio de la Palabra de Dios.

De acuerdo a Pablo, antes del día del Señor deben presentarse dos eventos, la apostasía y la llegada del anticristo. La apostasía podría ser un movimiento que trate el distanciamiento o rotura con la fe cristiana. Lo que diferencia las apostasías que se presentaron desde el siglo primero con esta que menciona Pablo, es la aparición de personas con lenguaje engañoso, hablan de piedad mientras en sus actuaciones niegan la fe cristiana.  En la actualidad tenemos la apostasía del movimiento del evangelio de la prosperidad y el movimiento de la redefinición de la sexualidad humana.

El hombre de pecado, o anticristo, que trae la anarquía y destrucción , que no se somete a ninguna autoridad y se exalta por encima de Dios,  sería la segunda señal que Pablo menciona como un evento previo a la venida del Señor.

Cualquiera sea la incertidumbre que tengamos, o los errores que surjan sobre el tiempo de la venida de Cristo, la venida misma es inminente. Esta ha sido la fe y la esperanza de todos los cristianos de todas las épocas. Junto a la resurrección, es la columna vertebral de la fe cristiana. Todos los creyentes serán reunidos en Cristo para estar con El y ser felices en Su presencia para siempre.

Página 8 de 35